Buscar

Cinco Miradas de mujer y tres cantes para Menese


Cinco Miradas de mujer y tres cantes para Menese




Rocío Márquez, Laura Vital y Rosario “La Tremendita” reinterpretan la figura del cantaor a las puertas del estreno de la película de Remedios Malvárez en el Festival de Sevilla.

Revista La Flamenca. Xavier Grau. 11/11/2019

Podría ser un biopic al uso, que también. Podría ser la reivindicación del cante flamenco más comprometido, además. Y podría ser la observación de la figura de José Menese a través de la mirada precisa, evocadora y enamorada de cinco mujeres, y lo es.

Una directora, tres artistas y su esposa tejen complicidades para levantar la película documental “Menese”, con presencia en el Festival de Cine de Sevilla tras recibir su directora, Remedios Malvárez, el premio de Mejor Cineasta de Andalucía que concede la Radio y Televisión de Andalucía (RTVA) en el marco del próximo Festival de Cine Iberoamericano de Huelva.

Junto a ella y el codirector José Romero, Rocío Márquez, Laura Vital y Rosario “La Tremendita”, con la inestimable participación de Encarna Gil, recorren la vida y el arte del cantaor que desbordó la ignominia del franquismo con las letras de Francisco Moreno Galván.

Tal vez algo de ese mismo atrevimiento que se infiere del trabajo de Malvárez y Romero, espoleará las críticas al contemplar como tres mujeres reinterpretan el cante de Menese y lo actualizan con su energía de mujeres cantaoras y creadoras.

En conversación con La Flamenca, las tres artistas explican su participación en el documental estrenado con brillante aceptación hace unas semanas en Barcelona y a las puertas de su presentación en el festival sevillano tras haber logrado un exitazo en la première reciente en el festival In-Edit.

“ÉL TRASPASABA LA BARRERA DE SER UN CANTAOR” (LAURA VITAL)

“José traspasaba la barrera de ser un cantaor para convertirse en cante, en cante grande y eso solo lo consiguen los genios” dice Laura Vital, que interpreta en el film la nana ‘No te desvelen’ acompañada por el tres flamenco de Raúl Rodríguez. Nace la pieza de una versión que la propia Laura interpretaba en el espectáculo de Menese “A mis soledades voy” con arreglos de Joan Albert Amargós.

Visto en resultado en la película y tras descartar el cante por marianas ‘Entorna la puerta’, la cantaora se muestra feliz por la elección y el resultado. “Siento que refleja la versatilidad que tenía Menese en la interpretación de los cantes y lo amplio de su repertorio, desde palos llenos de jondura y solemnidad a palos como esta nana donde muestra su lado más dulce y sensible”.

La artista de Sanlúcar confiesa que se ha estremecido muchas veces escuchando “la versión de José”. “Él siempre me alentó” -detalla- “a buscar mi personalidad como cantaora desde que nos conocimos y empezamos a trabajar juntos”. Y añade que para la pieza del documental ha intentado conectar con su lado “más maternal, más tierno y sensible buscando mi impronta más personal”.

La grabación de la nana, en una tesitura más grave de la habitual en Laura para ganar en emoción y efectismo, tiene anécdota oculta, y por ello invisible en la pantalla. Es la presencia de Encarna Gil, a quien la artista adora, en el espacio cuando se rodó la secuencia. “Me hizo sentir al maestro a mi lado jaleándome como lo hacía él”, recuerda.

“TRATÉ DE LLEVARME A MENESE A OTRO LUGAR” (ROSARIO ‘LA TREMENDITA’)

Para interpretar su personal versión de la farruca “Cayó al suelo una paloma”, Rosario ‘La Tremendita’, colmó sus ganas “de llevármela a otro sitio, a otro lugar, a otras texturas pero respetando su cuadratura sin cambiar nada de su cante ni de su poesía”.

Y cumplió el reto, cuenta, “metiéndome en la voz y en la piel de Menese y de Moreno Galván para entender su poesía y su carga tradicional en su manera de interpretarla”. Acompañada por Daniel Suárez, Rosario pulió texturas, armonías y arreglos. En su mente, confiesa, todos los ecos de los cantes de Menese por mariana, bambera, polo o romance.

“ME APETECÍA HACER MEMORIA PARA QUE LA HISTORIA NO SE REPITA” (ROCÍO MÁRQUEZ)

Cuando Rocío Márquez explica por qué decidió interpretar en la película la rondeña “Empezaron los cuarenta”, detalla que este texto “habla de un momento histórico muy concreto, como la posguerra, lleno de dureza y de dolor”. Le apeteció a la onubense “hacer memoria” porque “es el único camino para que la historia no se repita”.

La sorpresa del registro está en el acompañamiento musical que las máquinas flamencas de Roque Torralva aportan a una interpretación que rompe la instrumentación tradicional. El objetivo, para Rocío, ha sido “ofrecer algo diferente y personal pero que a la vez tuviera una tímbrica cálida”.

La reinterpretación de los cantes de Menese en las voces de estas tres cantaoras es para Remedios Malvárez “una licencia creativa”. Y añade: “son hoy las mujeres las que están llevando el cante a lo más innovador y revolucionario y queremos posicionarnos a su favor.

Para este documental de Producciones Singulares con la participación de Canal Sur TV y la colaboración de Fundación Cajasol y Fundación SGAE, la producción de Arturo Andújar y la dirección de fotografía de Luis Castilla, los directores no olvidan el papel de muchas otras mujeres a lo largo de la historia del flamenco. Ninguno de sus nombres figura en los archivos del flamenco-protesta, sin embargo.

Así, para José Romero, el cante de denuncia de Menese recoge la herencia y el homenaje a muchas de las mujeres que ya en el primer flamenco alzaban su voz desde la queja por su situación de miseria para ellas y para sus hijos.

“NUNCA ALTERÉ NI UNA ACTUACIÓN NI EL RITMO DE SU VIDA” (ENCARNA GIL)

Las tres intérpretes elegidas por Malvárez se acercan al cantaor de La Puebla de Cazalla como “un ser irrepetible con una sensibilidad desbordada”, según Laura Vital. Con él compartió casi siete años de escenarios que marcaron, confiesa, un antes y un después en su carrera.

‘La Tremendita’ destaca a Menese como “un hombre comprometido con la política en una época muy necesaria que a través del arte creaba consciencia”. “Fue un cantaor comprometido y necesario para el arte y para el pueblo”, sentencia.

También como un referente lo siente Rocío Márquez. Se admite seducida por la capacidad de Menese de crear “una antítesis entre el contenido rompedor” que defendía en su cante y las formas tradicionales con las que lo ejecutaba.

Todas estas complejas aristas del hombre y el artista aparecen cuajadas en el documental de 80 minutos que no elude la cruda realidad personal del cantaor fallecido en julio 2016 a los 73 años.

La presencia serena de Encarna Gil congela la pantalla cuando detalla los problemas graves de Menese con el alcohol. “Había momentos que no lo podrías frenar”, lamenta evocando los varios internamientos del cantaor para desintoxicarse.

Y causa impacto en el público cuando expone la convivencia amorosa de éste con Angelines y la circunstancia de quedarse ambas embarazadas al mismo tiempo de dos hijos nacidos el mismo día.

Pero por encima de todo, con mucho dolor, de modo similar a la trama de un documental al servicio del arte de José Menese, Encarna Gil sentencia desde el amor y el respeto más crudo: “con tal de no hacerle daño, nunca tuve una reacción que pudiera alterar lo que era la actuación suya o el ritmo de su vida. Jamás”.




Deja un comentario

Translate »