Buscar

Reportaje: Manuel Cuevas nos abre su corazon herido


Reportaje: Manuel Cuevas nos abre su corazon herido




La palabra crisis se ha colado en nuestro vocabulario habitual. La económica copa hasta titulares de prensa, y sobre la discográfica, llevamos ya mucho tiempo con la opinión de que el sector está en franca recesión. No obstante un joven cantaor sevillano, avalado por numerosos premios en concursos flamencos, ha sabido vencer todo tipo de obstáculos, y se nos presenta con sus primer trabajo con distribución en todo el territorio nacional. Nos referimos a Manuel Cuevas, nacido en 1977, en el seno de una familia con una gran tradición flamenca de Osuna (Sevilla).

Como decíamos, recientemente fichó por la prestigiosa casa discográfica Universal-Music, para editar “Corazón Herido” bajo la producción de Pepe De Lucía con las colaboraciones de artistas tan significativos como Vicente Amigo, Diego del Morao, la Orquesta Sinfónica de Bratislava y el propio Pepe de Lucía. En este trabajo, primero en los circuitos comerciales, aunque tercero en su trayectoria, Manuel nos muestra unas formas estilísticas renovadas y paralelas con los tiempos que corren. Nos lo encontramos pletórico en fuerza y brillantez, con ganas de agradar, de expresar algo nuevo, compartiendo sus inquietudes musicales, y sus deseos de poder alcanzar con su arte a todo tipo de público, incluido el que le sigue desde un principio con una trayectoria purista increíble como afirma “Aparte de todo lo que significa sacar un cd en una multinacional, este trabajo está dirigido a un público más genérico, no solo flamenco. Deseo abrir mercado, que más gente me conozca, ya que así, también conocerán el flamenco”. Conquistó la Lámpara Minera en el año 2.002, demostrando que es un cantaor muy a tener en cuenta en el panorama nacional y uno de los artistas flamencos más destacados de su generación, por eso siempre estará agradecido a las tierras murcianas, “Antes combinaba mi trabajo con los concursos. Tras ganar la Lámpara, me he podido dedicar enteramente al cante”.

Sus influencias cantaoras proceden de los grandes maestros como Pastora y Tomás Pavón, Antonio Mairena o el Gloria, fuentes claras de inspiración de todo buen artista flamenco. Su segundo disco fue una antología de cantes mineros, que él tan bien conoce, donde nos mostró una gran variedad de estilos nacidos del estudio y conocimiento, incluso desempolvando del baúl del olvido unas primitivas tarantas, que la dejadez y el tiempo habían borrado de nuestras memorias. Paralelamente a su último trabajo “Corazón Herido”, acaba de publicar un disco de saetas que Manuel tenía pendiente desde sus comienzos con su afición y con el mismo, en el cual deja clara constancia, de que es sin lugar a dudas, uno de los mejores saeteros de su generación. En este 2008 presenta la gira “Corazón Herido” con varios formatos; como recientemente ha ocurrido en una de las galas de La Unión donde ha compartido cartel con los cantaores El Lebrijano, Nano de Jerez y el bailaor Manolete, destacando de sus palabras “Ha sido, como siempre, mágico y muy cariñoso. La verdad es que he percibido que la gente tenía ganas de verme, además tenía ganas de recordar al mundo flamenco que mis orígenes no se han perdido y por eso hice un repertorio 100% flamenco, nada del cd. Tenía ganas de demostrarles que la Lámpara que me otorgaron todavía sigue brillando. Déjame añadir que ha sido un lujo poder compartir escenario con Juan Ramón Caro”. Ahora le espera una gira por Holanda para confirmar su valía internacional.




Deja un comentario

Translate »